Violencia contra las mujeres está presente en discursos de políticos

Fuente: YohanaMarra/CrónicaUno

El lenguaje inapropiado, machista y sexista es normalizado en las alocuciones de algunos funcionarios. El Ministerio Público abrió una investigación contra el concejal de la MUD Alejandro Moncada, por denigrar a unas mujeres a través de unos videos, pero no hizo lo propio con el alcalde del municipio Sucre, José Vicente Rangel Ávalos, por un discurso denigrante durante la campaña. Este 25 de noviembre se conmemora el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia Contra la Mujer.


(26-11-2021). Los diferentes tipos de violencia por razones de género no tienen colores políticos. Quedó demostrado con la posición del concejal Alejandro Moncada (MUD) tras insultar a un grupo de mujeres que identificó en un video. Y con el discurso del alcalde del municipio Sucre, José Vicente Rangel Ávalos (PSUV), al decir que le buscaría “macho a las mujeres” en un video durante la campaña.

Un alcalde afecto al gobierno de Nicolás Maduro y un concejal de oposición. Ambos fueron electos el pasado domingo 21 de noviembre en los comicios regionales y municipales venezolanos. Pero solo uno de ellos será investigado por violencia psicológica y acoso u hostigamiento a mujeres. 

La violencia de Estado es la inacción del sistema de justicia que profundiza la violencia contra las mujeres y además aumenta la vulnerabilidad de las víctimas. De acuerdo con Gabriela Buada, directora de la organización Caleidoscopio Humano, se politizaron estos hechos de violencia al ordenar una investigación contra el concejal de la MUD y al darle una mirada jocosa al video del alcalde del PSUV. 

“El Estado diferencia qué puede ser violencia y que no es violencia, y qué es un chiste y que no. Esto discrimina y profundiza las conductas machistas o discriminatorias que generan distintos tipos de violencia contra las mujeres”, explicó Buada, quien es periodista y activista de los derechos humanos. 

El concejal del municipio El Hatillo, Alejandro Moncada, montó una serie de videos en sus historias de Instagram, meses antes de ser electo. En estas publicaciones pedía “a dos niñas” para viajar a Tulum. En esas mismas piezas dijo: “Dejen la envidia, mis amores, que para eso soy rico. (…) Si empiezo a hablar de ustedes (mencionó nombre de las mujeres) es porque a toditas me las he agarrado, para que sepan.

Luego de que se viralizó esta información de Moncada, reaccionó en Twitter el fiscal designado por la extinta ANC, Tarek William Saab, y ordenó una investigación en contra del opositor. 

Por su parte, durante la campaña electoral el alcalde del municipio Sucre Rangel Ávalos dijo, en un video, que la importancia del Instituto de la Mujer era que le buscaría macho a todas las mujeres y además a su gusto (…) del tamaño que quieran, el hombre, por supuesto. Rangel Ávalos fue reelecto alcalde.

En un comunicado, la Red Naranja de Venezuela consideró que el alcalde usó un lenguaje inapropiado, machista y sexista, tipificado en la Ley Orgánica sobre el Derecho de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia. Recomendó que el equipo y el alcalde se sensibilice y concientice sobre las violencias contra las mujeres.

 La Red Naranja, ONG y sus integrantes rechazamos la actitud machista del actual alcalde del municipio Sucre, y candidato a la reelección, José Vicente Rangel Ávalos 

— RED NARANJA VZLA (@rednaranjaorg) November 18, 2021

De acuerdo con Buada, desde el discurso político se han construido conductas machistas. Destacó que es urgente que los ciudadanos, al igual que en las instituciones, se exijan que no se profundicen los micromachismos que puedan derivar a más hechos de violencia. 

Un grupo de defensoras de los derechos humanos protestó para rechazar la violencia contra las mujeres. Foto: Gleybert Asencio

Este 25 de noviembre se conmemora el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia Contra la Mujer. Según la Declaración sobre la eliminación de la violencia contra la mujer de la Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas (ONU) se trata de todo acto de violencia que tenga como resultado un daño físico, sexual o psicológico para la mujer, así como las amenazas o privación arbitraria de la libertad”.

Hay distintas manifestaciones de violencia de género: física, psicológica, abuso sexual (también abuso sexual infantil), acoso, esclavitud, explotación sexual, mutilación genital, matrimonio infantil y femicidio.

El femicidio es una forma de violencia extrema y letal, que afecta a las mujeres, a las niñas y a sus familiares. El Observatorio de Igualdad de Género de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) indicó que al menos 4091 mujeres fueron víctimas de femicidio durante el año 2020, en 26 países.

La Comisión Interamericana de los Derechos Humanos (CIDH) aseguró que en América Latina cada día 12 mujeres son víctimas de femicidios y 14 de los países con las tasas más altas son en Latinoamérica y el Caribe.

Protesta en el centro de Caracas en contra de la violencia basada en género. Foto: Gleybert Asencio

En Venezuela se han registrado 235 femicidios entre enero y octubre, según el Observatorio de Femicidios del Centro de Justicia y Paz (Cepaz). Las organizaciones de derechos humanos hacen monitoreo en los medios de comunicación, porque el Estado no revela cifras de estos hechos.

En febrero el fiscal Saab dijo que se registraron 610 femicidios en el país, entre agosto de 2017 y diciembre de 2020. No ofreció detalles de estados o edades de las víctimas.

El concejal Moncada ofreció disculpas a través de sus redes sociales. Todos somos humanos y cometemos errores, creo que es importante saber reconocerlos y poder generar cambio positivos, dijo en parte de su video. Pero el alcalde relecto Rangel Ávalos no se pronunció.

Otra forma de violencia: ausencia de políticas públicas

Ofelia Álvarez, directora de Fundamujer, indicó que los partidos políticos deben incluir capacitación de género tanto para sus candidatos como para las personas que tengan en puestos públicos, pero deben ser campañas continuadas. 

“La violencia está en el discurso social, sociopolítico, en los ‘dichos’, en las creencias sociales, en los estereotipos. Los hombres, entre ellos los políticos que tienen algún tipo de poder, creen que pueden ejercer su control y poder sobre el pensamiento y cuerpo de mujeres hasta convertirlas en objeto y las mujeres tienen la creencia que ante ese hombre solo les queda callar y aguantar sumisión, y eso también las culpan aunque existan leyes”.

Protesta en el centro de Caracas de organizaciones feministas. Foto: Gleybert Asencio

Según datos de la ONU una de cada tres mujeres ha sufrido abusos a lo largo de su vida. Las crisis humanitarias, la pandemia de COVID-19, los conflictos y desastres climáticos incrementan las cifras.

En 13 países, dos de cada tres mujeres padecieron de alguna forma violencia o conocían a alguna víctima, de acuerdo con ONU Mujeres. Solo una de cada 10 acudió a la policía a buscar ayuda.

Organizaciones venezolanas que velan por los derechos de las mujeres aseguran que las víctimas no acuden a formalizar las denuncias porque son revictimizadas por los funcionarios públicos. 

En Venezuela no contamos con datos oficiales, la ausencia de políticas públicas dirigidas a la prevención, a la atención y al seguimiento contra la violencia por razones de género es también ausencia del Estado. Si una mujer va al Cicpc no saben cómo actuar, y las policías y unidades de atención tampoco, dijo Álvarez. 

La mañana de este jueves 25 de noviembre un grupo de organizaciones defensoras de los derechos de las mujeres, y feministas, protestaron en en el centro de Caracas en rechazo a la violencia basada en género.

La CIDH pidió a los Estados garantizar que las mujeres no sean asesinadas por su condición de género.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *