Becarios universitarios perciben menos de un dólar mensual para cubrir gastos

Fuente: El Diario

Los alumnos de instituciones públicas se han visto en la obligación de abandonar sus carreras porque no pueden costear los gastos de alimentación, residencia y transporte. El Ministerio de Educación Superior cancela el incentivo solo a los registrados en la plataforma Patria. Foto: VOA


(03-11-2021). Los estudiantes universitarios de instituciones públicas sortean toda clase de inconvenientes para salir airosos en sus clases: apagones, fallas en el servicio de Internet, y, en el caso de quienes perciben becas estudiantiles, un apoyo económico de solo 3,50 bolívares mensuales, que equivale a 0,87 dólares a tasa del Banco Central de Venezuela (BCV).

En el pasado, las universidades autónomas, experimentales y territoriales que reciben presupuesto estatal contaban con el servicio de comedor, seguro médico y transporte, pero actualmente, casi todos estos están suspendidos por falta de recursos.

«La beca no alcanza ni para pagar un pasaje de transporte público. En la actualidad, estudiar es un lujo y hay que echarle pichón”, expresó Marianny Zárraga, miembro de la Federación de Centros Universitarios de la Universidad del Zulia (LUZ) en entrevista para  El Diario.

Agregó que a la fecha, de los beneficios estudiantiles solo funciona, y a medias, es el de residencias. “Muchas cerraron por la pandemia. Antes teníamos un beneficio llamado Rutas vacacionales, que facilitaba el traslado de los alumnos que vivían en otros estados. Su disponibilidad abarcaba Semana Santa, agosto y diciembre”, detalló.

“El Ministerio de Educación Universitaria paga beneficios a través de Patria”

En la Universidad Central de Venezuela (UCV) el escenario es similar al de LUZ. Desde el año 2019, no se aporta directamente el beneficio de becas, ayudantía ni preparaduría porque el Ministerio de Educación Universitaria no asigna los recursos.

“En mayo de 2020, el Ministerio de Educación Universitaria, de forma unilateral, asume el pago de los beneficios por la plataforma Patria, y solo reciben el beneficio quienes estén en dicho sistema”, apuntó un trabajador de esta casa de estudio, quien prefirió mantenerse en el anonimato.

Añadió que el monto de la asignación se hace sobre la base de 50% del salario mínimo, en este caso, establecido en 7 bolívares. Se pudo conocer que la UCV tiene 4.000 estudiantes becados.

Al día de hoy, la beca es de 3,50 bolívares, un monto que no cubre los gastos de alimentación, pasaje, residencia, salud ni Internet. Por eso no se cumple el objetivo para el cual fueron creados estos programas, que no son otros que la satisfacción de las necesidades del estudiante y garantizar su óptimo rendimiento académico”, manifestó.

Agregó que un universitario requiere un monto mínimo de 50 dólares mensuales para poder hacer frente a algunos gastos. “Sabemos que eso es muy difícil porque el salario mínimo no llega ni a dos dólares. Nosotros aspiramos a que se doten los servicios de salud y un buen comedor como ocurría en el pasado. Mientras esto no cambie, el estudiante universitario se verá obligado a desertar porque no puede pagar todos los gastos”, dijo.

Detalló que la Fundación Y&V, a través de un convenio con la Organización de Bienestar Estudiantil (OBE) de la UCV, otorga un incentivo de 20 dólares a estudiantes de la Facultad de Ingeniería. 

“En la actualidad buscamos alianzas para ofrecer becas con un monto que permita al estudiante cubrir al menos las necesidades de pasaje y megas”, precisó el consultado.

En mayo de 2020, OBE desarrolló el proyecto “Apoya un estudiante”. Las formas de contribución son dos: realizar un aporte económico o donar un alimento no perecedero.

Para la recepción de ayudas pusieron a disposición el correo electrónico [email protected] y las cuentas @secretariaucv @obeucv y @fcu.ucv en la red social Twitter.

“Por lo menos 80% de los becados de la UCV se retiró”

Inyer Bellorín, presidente del Centro de Estudiantes de la escuela de Derecho de la UCV, señaló que parte de los alumnos becados de esta alma mater se retiró como consecuencia de la crisis.

“Un estudiante becado sobrevive. Por lo menos 80% de los becados de la universidad se retiró, algunos se fueron del país para resolver su condición económica. Un becado asignado no puede estudiar en este país, ¿cómo hace para pagar una residencia si el alquiler está por el orden de 80 y 100 dólares?”, se preguntó.

Resaltó el esfuerzo de quienes siguen en las aulas para formarse de cara al futuro. “Es un porcentaje importante y hay que reconocer el trabajo de jóvenes que se quedan acá en el país y son los que se desarrollan y estudian”.

Aseveró que los estudiantes se mantienen “con la mirada puesta en la esperanza de recuperar el país. Estamos en defensa de la universidad libre, plural y autónoma”, concluyó.

Otras opciones para los universitarios 

La agrupación Beca a un pana ofrece incentivos por desempeño académico, cultural o deportivo. También poseen el programa de beca “por oportunidad” y con él atienden a jóvenes en localidades específicas para que puedan ejecutar proyectos dentro de sus comunidades. Los interesados en aplicar deben registrarse en su portal. La información está disponible en www.becaunpana.org

Mientras que la Fundación Universitaria Iberoamericana costea los estudios en carreras relacionadas con la salud, educación, deportes, ingeniería, derecho, ingeniería, arquitectura y turismo, entre otras. 

Además de ayudar a los alumnos de pregrado, tienen en su esquema la cobertura de estudios de cuarto nivel. Todos los detalles para optar a este mecanismo se encuentran en el site www.funiber.org.ve

Entretanto, la Fundación Gran Mariscal de Ayacucho (Fundayacucho) inició el censo de interesados para becas nacionales. Aunque el sitio muestra la opción de estudios en el extranjero, este no está disponible. La dirección electrónica para llenar el registro es www.fundayacucho.gob.ve

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *